En la oscuridad veo oportunidad

—Es una pena que muchos españoles tengan que emigrar pero pienso que se ve cómo algo muy negativo más que una posible oportunidad—le comenté a Lalo

—No puede ser que digas eso, tío, que es una catástrofe que se vaya la gente joven—

—Déjame explicarme. Te voy a poner un ejemplo, cuando trabajaba en el sector de la construcción y suministrando material a la mezquita de Málaga, me hice amigo del arquitecto, un libanés. Por cierto, era cristiano—

—¿Un cristiano libanes?, eso es coña—

—No, de verdad, en algunos países árabes hay todavía cristianos y este lo es. Vuelvo con la historia, me contó que parte de la población libanesa que emigró,  se ha dedicado a generar negocio con sus compatriotas en el Líbano y que la quinta parte de su PIB se genera gracias a los expatriados o emigrantes, como los quieras llamar.  Algunos vuelven, otros no, pero no pienso que todo sea negativo en emigrar. España es un país que vive del consumo interno y esta crisis ha demostrado una cosa, que han podido mantenerse mejor aquellos países, empresas, empleo,… que se dedicaban o estaban empezando a exportar; tenemos un problema de que sólo manejamos el español y, a veces, mal, del resto de idiomas mejor no preguntar. Si hubiera españoles en otros países con los que poder contactar, expatriados o emigrantes, puede que facilitaran que más empresas de aquí obtuvieran negocio en otros países, eso al final genera más producción y empleo. Yo prefiero hacer negocios y confiar en un español que vive en Marruecos, Noruega, Chile, China, donde quieras, me da igual que alguien del país que no me puede dar tanta confianza, además que hablaría el mismo idioma y nos entenderíamos perfectamente.

—Por eso te digo que me da pena que la gente se vaya pero a diferencia de mucha gente, yo pienso que en la oscuridad se puede ver la oportunidad.

4 pensamientos en “En la oscuridad veo oportunidad”

  1. Estoy de acuerdo en que no todo es negativo en la emigración, pero la gente que está emigrando esta bastante cualificada, cualificación que a todos nos ha costado bastante esfuerzo darles (vía impuestos destinados a educación) y en este caso creo que el retorno de la inversión, si es que nos fijamos no tanto en el drama de tener que emigrar por obligación sino en negocio como país, es bastante malo, incluso teniendo en cuenta lo que apuntas en tu entrada creo que se tardaría muchísimo en recuperar la inversión, si es que por esta y otras vías (mejora de la marca España y remesas) se pudiera llegar a recuperar.
    Aunque como siempre tu entrada me ha gustado mucho y lo más importante me ha hecho ver las cosas desde otro punto de vista.
    Un saludo
    JJosé Luis

  2. Genial el post.
    Yo soy rumana. Te hablo desde el otro punto de vista. Ingeniera industrial y llevo 13 años en España trabajado. Si te puedo decir que he conseguido cambiar la opinión de Rumanía en mi entorno, je promovido (con éxito) Rumanía entre amigos, que han ido ya varias veces a visitarla y además he conseguido fomentar inversiones en Rúmania, y apoyar a los que querían irse, a través de contactos de amigos… Etc.
    No se si todo esto ha devuelto a mi país el dinero que ha invertido en mi, pero casi…
    No es tan malo salir de tu país! Te abre mucho la visión sobre las cosas!
    Un abrazo

  3. Tienes mucha razón Teodora y es de agradecer tu punto de vista, ya que yo también veo que no todo es negativo ni se tira el dinero invertido en la gente joven si estos salen a trabajar fuera. Ese dinero se recupera, ya que los que salen aportan sus conocimientos a otro país pero también aprenden mas y siempre estará en su animo volver e invertir aquí lo obtenido fuera (ya sean conocimientos o dinero). Solo hay que recordar que hace años, de España emigraron muchos trabajadores, que si bien no estaban tan preparados academicamente como hoy, si eran muy buenos trabajadores y por eso les fue bien. Al cabo de los años, muchísimos volvieron con sus ahorros y su experiencia para montar negocios que ayudaron a prosperar el país o para trabajar en empresas las cuales se modernizaron gracias a su punto de vista distinto al que se conocía aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *